Asimismo, previo a la introducción de los peces en el agua, es de máxima importancia que ésta sea de buena calidad y que tengamos controlados sus parámetros tales como el PH, KH (dureza de carbonatos), Nitritos, Nitratos, etc. así también evitaremos el riesgo de posibles enfermedades y nos será más fácil el proceso de aclimatación del que estamos hablando. Generalmente, el agua de los estanques es de menor dureza por lo que sería conveniente aumentar su concentración de minerales previamente. read more